Lo que viene

PASAJES ONÍRICOS - CARLOS GÉNOVA

Alucinaciones visuales de trazos realizados con un elevado grado de fantasía y surrealismo; quizá productos de un sueño…


Así es la obra que nos presenta el joven artista plástico que nace en la Ciudad de México en 1975; quien a lo largo de 14 años ha creado ilusiones materiales, mostrando una dinámica transformación y un perfeccionamiento de la técnica cuyo testimonio se refleja en su obra. Asimismo, el estudio de diferentes estilos lo ha llevado a construcción de un lenguaje propio que se expresa con claridad en sus más recientes creaciones. Carlos Génova define su obra como folklórica-onírica, basada en la multiculturalidad y enriquecida por su constante inquietud de experimentar con diferentes materiales.

El joven artista plástico Carlos Génova con algunas de sus obras.
El joven artista plástico Carlos Génova con algunas de sus obras.

Génova se encuentra inmerso en la invención de su propia mirada y su peculiar manera de recrear el mundo; no podrían entenderse la expresión artística, ni los espacios y las figuraciones de su creación sin evocar la intensidad de su efervescente personalidad.


Dentro de su lenguaje artístico expresa la rica diversidad mexicana como su tema favorito, influenciado fuertemente por el Maestro Abel Vázquez con quien trabajó años atrás. En sus obras refleja una interpretación onírica de fábulas y leyendas, donde también manifiesta la influencia de la cultura maya en su pensamiento creativo, así como otras culturas que le han causado un impacto en sus constantes viajes por el mundo.


Óleo sobre arena, acrílicos, collage y fotografías intervenidas son algunas de las técnicas utilizadas en sus diferentes exposiciones, ya que el artista está en constante búsqueda de nuevas formas de plasmar sus pensamientos en el lienzo, por lo que no se limita a una sola.


Lo que podemos apreciar en la obra final es una estela de lo que fueron dejando las figuras en uun principio que empiezan de una manera ordenada y delineada con un juego de luces y sombras, “hasta que se fueron volviendo más agresivas”, afirma el autor; a partir de ese punto se empieza a enfocar más en la textura y ya no le me importa tanto si el cuadro tiene una figura común, terrícola o de este universo, sino que explora el lado onírico. El resultado son los esqueletos, el renacimiento, la evolución de las figuras…


La serie que tiene por nombre de “Milk” estará compuesta por 10 cuadros. Representa la alimentación de una nueva generación de obra y de pintura; le puso este nombre dado que es el alimento que consumimos los seres humanos al principio de nuestras vidas, de lo que está formado nuestro esqueleto y nuestro desarrollo.


“No me gustaría considerar esto como un cuadro abstracto porque al final de cuentas sigo viendo, yo, las figuras, creo que se siguen viendo las figuras y la evolución que se ha mostrado en lo que es la obra” comenta Génova sobre “Milk 1”.


Para el artista, esta colección también representa un poco que los sueños son muy cambiantes, que no tienen que ser perfectos ni muy definidos, sino que hay una cierta fluidez tanto en las figuras como de los personajes que rodean nuestro pensar y nuestro sentir a la hora de estar en un momento de sueño.


Partus Onírica es la serie que presentará en 2018 donde usa como uno de los elementos los test de Roschach, de la cual tenemos un avance en la exposición que podemos apreciar en la Galería del 4to piso del Gran Museo del Mundo Maya de Mérida.


Te invitamos a visitar esta colorida e interesante obra del 27 de abril al 2 de julio de miércoles a lunes en un horario de 8:00 a 17:00 horas. Entrada libre.

Milk 5 - Óleo sobre tela (2017).
Milk 5 - Óleo sobre tela (2017).
El Chamuquito - Escultura de acero
El Chamuquito - Acero sobre piedra (2017).
Coyolxauhqui I - Óleo sobre tela (2017).
Coyolxauhqui I - Óleo y papel sobre tela (2015)

 

Para mayores informes, visita nuestra página web.